informesmedicos@gastrocenter.co Escriba su testimonio Preparaciones

PH – Metria + Impedanciometría de Esófago

La pHmetría ambulatoria de 24 horas es una exploración fundamental en el estudio de la enfermedad por reflujo gastroesofágico (ERGE). La ERGE se produce por un paso anormal de contenido ácido del estómago al esófago y se caracteriza por la presencia de ardores (pirosis) y bocanadas agrias (regurgitación). Algunos pacientes también presentan dificultad para tragar (disfagia), dolor en el pecho (simulando en ocasiones un infarto), laringitis, ronquera, tos crónica, asma bronquial, hipo, etc. Aunque la endoscopia digestiva es importante en el estudio inicial de esta enfermedad, más de la mitad de las endoscopias serán normales. La pHmetría, sin embargo, es mucho más sensible, ya que identifica a más de un 95% de los enfermos con reflujo gastroesofágico (la endoscopia solo se limita a valorar si hay lesiones y la pHmetría lo que estudia es el verdadero reflujo).

Durante esta práctica se utiliza una pequeña sonda de plástico flexible de unos 2 milímetros de diámetro, la cual se introduce por uno de los orificios de la nariz con un poco de lubricante anestésico, avanzando hasta el estómago y luego retirándola hasta ubicarla en el esófago. Posteriormente, se sujeta con un poco de esparadrapo y se conecta a un holter o pHmetro, que se colgará en el estuche y el paciente llevará como una cartera durante todo el estudio. La duración estándar de la pHmetría es de 24 horas. Durante la prueba se puede comer y realizar una actividad física prácticamente normal. No obstante, el paciente tiene que tener en cuenta que se podrá lavar, pero no duchar y que tampoco podrá realizar esfuerzos físicos importantes, ya que se puede dañar la sonda o la grabadora. Para obtener mayor información sobre este procedimiento, puede hacer clic en el botón de la derecha para descargar un archivo con contenido más detallado.